Con una buena cantidad de nadadores se corrió una nueva edición del Aguas Abiertas

Esta vez se desarrolló en la Bahía del Guardaparques del Lago Espejo. Cómo fue la competencia contada en primera persona por los organizadores. Todos los tiempos.
 Con una buena cantidad de nadadores se corrió una nueva edición del Aguas Abiertas
17/02/2020
A

sí se vivió el Aguas Abiertas en primera persona ( Comunicado de la Organización del evento)

La semana comenzó invadida por la incertidumbre que el pronóstico predecía. Por más que tuviéramos la mirada más positiva, los números no cambiaban. Ya vivimos una situación en la que tuvimos que tomar la difícil decisión de postergar la carrera.

Con el asesoramiento de la delegación angosturense de Prefectura Naval Argentina, la idea de cambiar los recorridos empezó a tomar forma.

En 3 días, trabajamos para definir los nuevos recorridos. Las distancias tuvieron que acortarse pero sabíamos que el desafío iba a ser el viento.

A la largada de los 11 km le tocó aguas calmas. Los nadadores contaban con puestos de hidratación durante la carrera.

Terminada la acreditación del sábado, se dispuso de iniciar las carreras de 400m infantiles y bautismo de 400 metros. Y así comenzó a sonar la campana nuevamente.

Luego empezaron a llegar los nadadores de 11 km. Todos los toques de campana también tocan el corazón, y a varios de los nadadores se los vio emocionados al llegar.

Mientras, se dio inicio a la carrera infantil de 800m sobre la margen izquierda de la playa. Seguramente estos nadadores disfrutaron del fondo de junco de la costa.

Con la llegada del último nadador de 11 km se dio lugar a la carrera de 3.800m. Esta vez no se pudo dar vuelta a una isla pero el trayecto incluía bahías y penínsulas. El viento empezó a amenazar y seguro que hubo plegarias al cielo para que no se desatara lo que el pronóstico traía.

Aprovechamos y dimos inicio a la prueba familiar. En esta oportunidad nos acompañaron los integrantes del Centro Terapéutico de Villa La Angostura quienes están aprovechando el espacio de una pileta local para realizar actividades de rehabilitación gracias a la intervención de AAVLA. Fue muy emotivo ver su desempeño y progreso. Todos dieron su toque de campana.

Finalmente, cuando las aguas estaban un poco turbulentas, dimos inicio a la última carrera de 1500 m. Fue el momento más crítico en cuanto a oleaje. Sin embargo, los nadadores de aguas abiertas sacaron su tenacidad y completaron el trayecto.

Todos acordaron que el agua estaba divina, pero la salida fue fresca.

Muchos agradecimientos: a nuestros patrocinadores que nos apoyan año tras año y que nos permiten contagiarlos con nuestro espíritu de solidaridad, al personal de alimentación saludable quienes estuvieron a cargo del puesto de hidratación en costa, a los vecinos que colaboraron en la acreditación el viernes por la tarde y el sábado por la mañana (mamás de jóvenes nadadores, directora y docente del Jardín Frutillitas), a los kayakistas locales, a la escuela de kayak de San Martín de los Andes por la seguridad, a los bomberos y al hospital por brindar sus unidades de emergencia, a Prefectura Naval Argentina, a la Administración de Parques Nacionales por asesorarnos en el disfrute de la naturaleza sin dañar el medio ambiente, a la policía que ayudó en el orden de tránsito, a las embarcaciones locales (entre ellos Buceo Patagonia), a la municipalidad por el sonido, locución, carpa y el Centro de Convenciones, a las integrantes de Salud en Movimiento quienes malcrían a los nadadores con el guiso, a Noelia Petti (nuestra madrina) por su asesoramiento a distancia en las partes técnicas, a Sofía que estuvo de fotógrafa y que no nadó ninguna carrera pero que confesó haberse desmayado en la siesta y a todas aquellas personas que aportaron su granito de arena con tareas puntuales (armado de kit, puestos de hidratación en los 11Km) pero que permitieron que contra el pronóstico, la jornada saliera bien.

Con el cambio de recorridos, conocimos otros recovecos del Lago Espejo. Conocimos un Lago Espejo desafiante.

Finalizamos temprano, corridos por el viento, por supuesto. A las 13:00 todos habían entrado y salido del agua. Hubo quienes se quedaron un poco más para sacarse fotos subacuáticas.

Especial mención a todos ustedes nadadores que nos acompañan y que vienen de cerca, de no tan cerca y de lejos. Los esperamos en la próxima.

 

Comisión Organizadora.

Los tiempos

Esta vez se desarrolló en la Bahía del Guardaparques del Lago Espejo. Cómo fue la competencia contada en primera persona por los organizadores. Todos los tiempos.

 

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento
Seguinos en Twitter